Fracturas… ¬°Le hizo crack el hueso al final!

2012

El f√ļtbol es un juego de contacto. Las lesiones siempre estuvieron a la orden del d√≠a. Pero las fracturas son otra cosa. Ruido. Dolor. Llanto. En Abr√≠ la Cancha recordamos las fracturas m√°s famosas del f√ļtbol argentino. Que cada lector juzgue la intenci√≥n que hubo en cada golpe.

Por Carlos Aira

 

En la Argentina se jug√≥ fuerte. Siempre. El tema es la intenci√≥n. El f√ļtbol argentino no se caracteriz√≥ por el golpe en plancha,¬†considerado mala leche.¬†Nuestro f√ļtbol siempre la consider√≥ el golpe letal¬†del futbolista brasile√Īo, temeroso de la dura marca. En cambio, en el R√≠o de la Plata el llamado tacle deslizante estuvo, est√° y estar√° a la orden del d√≠a como forma de agresi√≥n habitual.
Octubre de 1923. Funeral de Alberico Zabaleta.
Las fracturas existieron siempre. En los albores del f√ļtbol, cuando aun el profesionalismo no era formal, dos lesiones conmovieron al ambiente. En octubre de 1923, en un amistoso San Lorenzo-Racing jugado en Avenida La Plata, una brutal patada rompi√≥ la pierna derecha de Alberico Zabaleta. El crack de la Academia padeci√≥ una fractura expuesta. Fue llevado de urgencia al Hospital Fiorito. Su cuadro se agrav√≥ con el paso de los d√≠as. Contrajo una septicemia generalizada que desemboc√≥, primero en amputaci√≥n y luego en el fallecimiento del futbolista.

 

A Adolfo Celli lo rompieron la tarde del mítico gol olímpico de Cesáreo Onzari.
Al a√Īo siguiente, el jugador lesionado fue Adolfo Celli. Jugador de Newell`s Old Boys. La tarde del 2 de octubre de 1924 fue hist√≥rica para nuestro f√Ļtbol. Argentina-Uruguay en Sportivo Barracas. Cesareo Onzari y su m√≠tico gol ol√≠mpico. Promediando el primer tiempo, el uruguayo Pedro Cea puso la pierna lo suficientemente alta para partirle la pierna derecha al back. Fractura expuesta. Celli fue llevado de urgencia a un sanatorio. Junto a √©l, Agust√≠n Pedro Justo, Ministro de Guerra. Estuvo un mes internado y nunca m√°s volvi√≥ a jugar.
Los a√Īos 30s fueron muy violentos. Patadas profesionales. En 1935, Lan√ļs recibi√≥ a Estudiantes. El back granate Sabino Coletta golpe√≥ desde atr√°s a Alberto Zozaya, goleador pincharrata. Fractura de peron√© izquierdo. AFA decidi√≥ suspender de por vida a Coletta por considerarlo Indeseable para la pr√°ctica deportiva. Finalmente, la sanci√≥n se redujo a seis meses. Tiempo despu√©s, Coletta visti√≥ la camiseta de Independiente y la Selecci√≥n. Ah√≠ nadie fue capaz de decirle indeseable…
Ferm√≠n Lecea, uno de los centrales m√°s duros del f√ļtbol argentino en su historia.
El compa√Īero de zaga de Coletta en Independiente fue el vasco Ferm√≠n Lecea. El hijo de Euskal Herr√≠a fue un duro de aquellos. Un le√Īador sin par. En la primera fecha de la Copa Campeonato 1936, Independiente visit√≥ a San Lorenzo. Lecea le peg√≥ un patad√≥n a otro vasco: Arturo Arrieta, qui√©n termin√≥ con los ligamentos rotos. En aquellos d√≠as, un pasaporte al retiro. Lecea termin√≥ la noche en la comisar√≠a luego de estar un par de horas encerrado en el vestuario: los hinchas azulgranas se lo quer√≠an comer vivo.
Otra lesión muy recordada Рsobre todo por el escándalo posterior Рsucedió en la final del Sudamericano de 1946. Lo tuvo como protagonista al defensor José Salomón, figura de Racing Club y la Selección Argentina.
10 de febrero de 1946. Estadio Monumental. La plancha de Jair fracturó a José Salomón. Gresca.
10 de febrero de 1946. Estadio de River Plate. Final ardorosa entre Argentina y Brasil. 28 minutos del primer tiempo. El cierre de Punte Roto lleg√≥ como siempre a tiempo, pero el delantero brasile√Īo Jair dej√≥ la plancha alta, fracturando la pierna izquierda de Salom√≥n. El partido estuvo suspendido largo tiempo. Pi√Īas por todos lados. Argentina venci√≥ 2 a 0, con goles de Norberto Tucho M√©ndez.
Otra jornada negra se vivi√≥ el 24 de octubre de 1948. Tarde soleada. F√ļtbol en el Gas√≥metro. Cl√°sico entre San Lorenzo y Boca Juniors. Partido intenso hasta que lleg√≥ la jugada desafortunada. Los visitantes ten√≠an la pareja de backs m√°s dura del f√ļtbol argentino: Juan Marante y Rodolfo Justo De Zorzi. Las llamadas – con sorna – las Mellizas Legrand. De Zorzi se tir√≥ desde atr√°s y golpe√≥ en tijera a Ren√© Pontoni. El grito del crack azulgrana los escucharon los 70.000 hinchas presentes: le hab√≠an roto la r√≥tula y los ligamentos de su rodilla derecha.
Sìvori junto a Bernàrdez, centrohalf de Ferro que fracturó en 1955. (Foto: Ferropedia)
Curioso. La semana siguiente De Zorzi fue fracturado en el Parque de la Independencia. Fue internado en el mismo sanatorio, cama mediante, con Ren√© Pontoni, qui√©n pidi√≥ ser trasladado a Rosario. Con los a√Īos, la Chancha Pontoni record√≥ con una sonrisa: ‚ÄúMe vengu√© en forma: mientras estuvimos internados, lo obligu√© a que me cebara mates todos los d√≠as‚ÄĚ.
El genial Enrique Omar Sívori también estuvo envuelto en la situación desgraciada. Fue en 1955. Ante Ferro Carril Oeste en Caballito. Partido áspero ante un rival que necesitaba puntos para zafar del descenso. 43 minutos del segundo tiempo. Partido igualado 1 a 1. El 5 verdolaga Julio Bernárdez encabezó el ataque local. Sívori buscó atorarlo con la plancha alta. Fractura de tibia y peroné. Sívori sufrió un ataque de nervios y pasó la noche junto a Bernárdez, internado en un sanatorio.
Hacha Brava. Uno de los defensores m√°s duros de nuestro f√ļtbol, lo parti√≥ al Bambino, de s√≥lo 17 a√Īos. Le rompi√≥ el tobillo izquierdo.

En la √ļltima fecha del campeonato de 1963, Independiente recibi√≥ a San Lorenzo. En los primeros minutos de juego, H√©ctor Rodolfo Veira la estaba rompiendo. Ten√≠a s√≥lo 17 a√Īos. Una gambeta por aqu√≠. Otra por all√°. La camiseta 2 de los Rojos ten√≠a due√Īo: Rub√©n Marino Navarro. Santiague√Īo. Una monta√Īa de m√ļsculos con un apodo temerario: Hacha Brava. A los 20 minutos de juego, gol del Bambino. Con ese resultado, Independiente perd√≠a el campeonato. Navarro se acerc√≥ a Veira y le record√≥ lo inapropiado que ser√≠a seguir mostrando tanto la pelota. Veira no se achich√≥, pero a los pocos minutos recibi√≥ un patad√≥n de Navarro. Resultado: ruptura de los ligamentos del tobillo izquierdo. El mito popular habl√≥ de fractura. En el piso, quebrado por el dolor, el Bambino tuvo tiempo para una humorada: simul√≥ desenfundar dos pistolas y acribillar a su agresor.

Al igual que De Zorzi, Hacha Brava termin√≥ fracturado. 21 de octubre de 1964. Rosario Central visit√≥ Avellaneda. Navarro recibi√≥ la plancha de Alejo Domingo Medina, wing izquierdo canalla. Duro entre los duros. Cuando lo sacaban en la camilla, levant√≥ su pu√Īo derecho, lo apret√≥ fuerte y sonri√≥ mirando la tribuna de la Visera.

 

El Nene Sanfilippo siempre acus√≥ a su entrenador en Nacional, el brasile√Īo Zez√©, de propiciar su lesi√≥n.
Jos√© Francisco Sanfilippo fue una estrella desde su debut en primera divisi√≥n en 1954. En 1964, luego de un traum√°tico paso por Boca Juniors, fue transferido a Nacional de Montevideo. Su rendimiento en Uruguay era sensacional. Hasta que lleg√≥ el 25 de julio. Amistoso entre Nacional y Vasco da Gama en el Centenario. El zaguero brasile√Īo Fontana que puso la plancha y fractur√≥ la tibia y peron√© derecho del hist√≥rico goleador.
Aqu√≠ se escondi√≥ una historia. Un vox p√≥puli. El car√°cter del Nene era insoportable para Zez√© Moreira, entrenador de Nacional. El brasile√Īo habr√≠a pedido a sus compatriotas de Vasco que le entraran a Sanfilippo, qui√©n estuvo casi un a√Īo fuera de las canchas.
Carlos Bianchi en su etapa del Stade Reims. Sufrió una terrible lesión: triple fractura en su pierna derecha.
Con el paso de los a√Īos, otro enorme goleador argentino fue fracturado fuera del pa√≠s. Carlos Bianchi emigr√≥ al f√ļtbol franc√©s en 1974. Goleador y figura en el Stade Reims donde comparti√≥ delantera con Cucurucho Santamar√≠a. Su llegada a Francia fue fulgurante. 9 de octubre de 1974. Amistoso entre Stade Reims y Barcelona. Bianchi hab√≠a convertido 15 goles en 16 partidos. A los 7 minutos del segundo tiempo, Gallego marcador central del equipo catal√°n, golpe√≥ con inusitada violencia a un Bianchi que se desmay√≥ del dolor. El diagn√≥stico fue terrible: triple fractura de tibia y peron√©. Carlitos estuvo medio a√Īo sin jugar y una cicatriz indeleble en forma de 73 puntos de sutura.
Armando Maradona, jugador del F.C. Barcelona, ingresado en la Clínica Asepeyo.
Diego Armando Maradona tambi√©n sufri√≥ la rudeza de las marcas europeas. Sucedi√≥ el 24 de septiembre de 1983. Barcelona y Athletic de Bilbao jugaban un partido aparte. Un duelo de estilos y nacionalismos en un momento muy particular de la vida pol√≠tico-social espa√Īola. Promediaba el partido en el Camp Nou cuando lleg√≥ el guada√Īazo del vasco Andoni Goikoetexea. La lesi√≥n fue impactante:¬†rotura del mal√©olo peroneal del tobillo izquierdo con desviaci√≥n y arrancamiento del ligamento lateral interno con desgarro. Diego regres√≥ a las canchas en s√≥lo 90 d√≠as. Un milagro de la medicina deportiva.
Octubre de 1986. La pierna derecha de Luis Islas se rompe ante la entrada de Pajurek.
Volviendo a nuestras canchas. Una lesión dolorosa fue la que sufrió Luis Alberto Islas. Domingo 26 de octubre de 1986. Esa tarde, el arquero de Independiente pareció la fractura de tibia y peroné luego de un fuerte choque con Juan Carlos Pajurek, delantero de Racing de Córdoba. El arquero, que venía de consagrarse campeón del mundo en México 1986, tardó seis meses en recuperarse.
Hugo Anibal Galloni era un volante talentoso. Surgido en Rosario Central, su nombre comenzaba a tener brillo hasta que sucedi√≥ la jugada que cambi√≥ su vida. 18 de diciembre de 1988. En el Gigante de Arroyito, Central recib√≠a a V√©lez S√°rsfield. A los pocos minutos de juego, una fuerte entrada de Carlos Macat le produjo una terrible lesi√≥n: doble fractura de tibia y peron√©. Para peor, la lesi√≥n tuvo forma de mariposa y barro en hueso. La recuperaci√≥n fue un suplicio. Luego de dos a√Īos, volvi√≥ a resentirse de la lesi√≥n. Regres√≥. En 1992 le convirti√≥ un golazo de tiro libre a Newells. Termin√≥ retirandose, luego de siete operaciones, en 1995.
Otra lesi√≥n muy recordada la padeci√≥ Marcelo Caviglia, delantero de Deportivo Espa√Īol. El 11 de octubre de 1992, los Rojos del Bajo Flores recibieron a Talleres de C√≥rdoba. Promediando el segundo tiempo, con el partido resuelto a favor de los locales, la jugada desafortunada. ¬†El delantero espa√Īolista que choca con Gustavo Irusta, arquero tallar√≠n. El ruido de la pierna rota se escuch√≥ en todos los sectores del estadio.
En 1993 una¬†grave fractura¬†complic√≥ los planes de la selecci√≥n argentina. En el primer partido del seleccionado argentino en la Copa Am√©rica de Ecuador. Dar√≠o Franco, mediocampista surgido en Newell¬īs, era una de las figuras del equipo. Titular incuestionable de cara a Estados Unidos 1994. Pero sucedi√≥ lo impensado. Aquel 17 de junio de 1993. Argentina y Bolivia en Guayaquil. Veinte minutos del primer tiempo, y el defensor Marcos Sandy que golpea desde atr√°s al muchacho de Cruz Alta, C√≥rdoba. Rotura de tibia y peron√©. Franco no guard√≥ rencor:¬†‚ÄúNo tuvo mala intenci√≥n, por m√°s que mis compa√Īeros lo hayan tratado demasiado mal por la manera en la que se dio la jugada‚ÄĚ.
Eduardo Bennett se consagró goleador del Apertura 1993. Fue su primera temporada en Argentina. Nada se sabía de él. Venía desde Honduras, país del cual poco se conoce. Firmó para San Lorenzo de Almagro y pronto asombró por su notable planta física. También por la fuerza con la cual jugaba. Inusual para un delantero. Pero el 5 de diciembre tuvo su jugada polémica. Vélez Sarsfield recibió a San Lorenzo en Liniers. El marcador derecho del equipo local fue Cristian Damián Acevedo, un pibe con pocos partidos en primera. Bennett fue con la plancha alta, generándole al rival una doble fractura de tibia y peroné.
Claudio Arzeno junto a Alejandra Pradón, su pareja en aquel 1995. El duro central de Independiente padeció una fractura espectacular.
Claudio David Arzeno, duro defensor de Independiente, padeci√≥ la fractura de su tibia y peron√© izquierdo. El 29 de octubre de 1995 se enfrentaron Deportivo Espa√Īol e Independiente en el estadio Ferro. 40 minutos del segundo tiempo, victoria visitante 1 a 0. Una pelota que queda corta y la disputa de la misma por parte de Arzeno y Diego Castagno Su√°rez. Luego del choque, la voltereta en el aire de Arzeno. Ya en el piso, con el rostro lleno de dolor, el grito desgarrador: ¬ęMe quebr√©, me quebr√©¬ę.¬†Arzeno, que finalmente sufri√≥ fractura expuesta de tibia y peron√© de la pierna izquierda.
La triste agresi√≥n de Carlos T√©vez a Ezequiel Ham, que termin√≥ en grave fractura. Una de tantas en el f√ļtbol argentino.
En 2015, dos patadas conmovieron al f√ļtbol argentino. El 22 de marzo, el arquero xeneize Agust√≠n Ori√≥n fracturo al veterano delantero Carlos Bueno en el encuentro San Mart√≠n de San Juan-Boca Juniors. El 1 sali√≥ a cortar un mano a mano ante el uruguayo, qui√©n le entr√≥ con todo en el momento de barrerlo. Bueno vol√≥ por el aire y al caer dej√≥ su pierna derecha en el piso, pidiendo con urgencia asistencia m√©dica. La lesi√≥n: fractura de tibia y peron√©.
El s√°bado 20 de septiembre, en el partido Argentinos Juniors-Boca Juniors, Carlos T√©vez trab√≥ una pelota con la plancha muy alta ante la presencia del juvenil Ezequiel Ham. Como resultado, el jugador de Argentinos Juniors sufri√≥ una terrible triple fractura de tibia, tobillo y peron√©. Ham volvi√≥ a las canchas casi dos a√Īos m√°s tarde de aquella aciaga tarde.
Finalmente, la √ļltima lesi√≥n que aviv√≥ la pol√©mica se gener√≥ en la √ļltima edici√≥n de Copa Argentina. En el partido Agropecuario-Boca Juniors, el defensor Milton Leyendeker fractur√≥ a Ezequiel Zeballos. Leyendeker padeci√≥ un linchamiento medi√°tico sin precedentes, generando una sanci√≥n ad-hoc de 7 fechas.
El f√ļtbol es un juego de contacto, pero cada lector juzgar√° la intenci√≥n – o no – de romper al rival.

 

Periodista y escritor. Autor de Héroes de Tiento y Héroes en Tiempos Infames. Conductor de Abrí la Cancha, por Radio Gráfica FM 89.3

Comentarios

comentarios