Luis Angel Firpo y el centenario de la Pelea del Siglo

616

Se cumple un siglo de la Pelea del Siglo. El 14 de septiembre de 1923, Luis 脕ngel Firpo combati贸 por el titulo mundial de todos los pesos ante Jack Dempsey. Todo un pa铆s estuvo pendiente del combate y fue el puntapi茅 para la legalizaci贸n del boxeo en todo el territorio nacional.

Por Carlos Aira

 

85.000 espectadores pagaron entrada. No cab铆a un alma en el Polo Grounds de Nueva York. Jueves 14 de septiembre de 1923. En la Gran Manzana, combate por el t铆tulo mundial de todos los pesos. Luis 脕ngel Firpo, argentino, 25 a帽os, 1,89 y 99 kilos de peso, camin贸 hacia el ring con pasmosa parsimonia. En los 煤ltimos 60 d铆as hab铆a combatido en seis oportunidades. En una de esas peleas se hab铆a fisurado su h煤mero izquierdo. Esa lesi贸n motiv贸 una discusi贸n con Jimmy DeForest, un viejo zorro de los cuadril谩teros que orientaba su carrera en los Estados Unidos. Firpo, que se hizo solo, despidi贸 a su entrenador. Esos 100.000 d贸lares eran un pasaporte a la fortuna. Sab铆a que esa noche era su 煤nica oportunidad. Enfrente estaba Jack Dempsey, el Matador de Manassa. El campe贸n hacia dos a帽os que no se sub铆a a un ring. Para Firpo, era ahora o nunca.
Luis 脕ngel Firpo naci贸 en Jun铆n el 11 de octubre de 1894. Hijo de la inmigraci贸n europea, padre italiano y madre espa帽ola que buscaron en el noroeste bonaerense esa tierra que le hab铆an prometido. Continuos problemas de audici贸n hicieron de su infancia un penoso ir y venir entre su pueblo y la Capital. Con 15 a帽os se despidi贸 de Jun铆n y se radic贸 en Buenos Aires. Su cuerpo ya era inmenso. Tan inmenso que pronto consigui贸 trabajo transportando ladrillos refractarios para una empresa propiedad de F茅lix Bunge, un hijo de la aristocracia porte帽a con berret铆n de boxeador. Bunge vio en Firpo condiciones para el boxeo y lo invit贸 a sumarse a su gimnasio. A帽o 1916. Tiempos de boxeo clandestino en la Capital Federal por voluntad y decisi贸n de los legisladores que se aterrorizaban con los titulares del diario socialista La Vanguardia y su sensaci贸n de verg眉enza y horror hacia el boxeo. A帽os m谩s tarde, un poco le铆do Dante Panzeri abraz贸 la misma enmienda.
Firpo comenz贸 su carrera en 1917 derrotando en el C铆rculo Universitario al australiano Frank Hagney, qui茅n a帽os m谩s tarde ser谩 estrella de reparto en Hollywood. Con el boxeo prohibido en Capital Federal, el gigante de Jun铆n sigui贸 su carrera en Montevideo y Santiago de Chile. Entre 1920 y 1921 combati贸 espor谩dicamente en Buenos Aires. Sus presentaciones congregaban a miles de personas; siempre con la vista gorda del departamento de polic铆a.
En enero de 1922 tom贸 la decisi贸n que cambi贸 su vida: viaj贸 hacia Nueva York en b煤squeda de una oportunidad en la meca del boxeo. All铆 se contact贸 con el promotor Tex Rickard, el zar del boxeo neoyorkino, qui茅n orient贸 su carrera. Para su sorpresa, Rickard se encontr贸 con otro empresario. Firpo ten铆a muy claro el negocio y con sus primeros d贸lares contrat贸 a un cameraman para que filmara sus peleas. Nadie entend铆a como malgastaba aquel dinero. 驴A qui茅n le interesar铆a ver las peleas de un ignoto p煤gil sudamericano? La respuesta era obvia: 隆En Argentina y en toda hispanoam茅rica! Las peleas de Firpo comenzaron a distribuirse por todo el continente generando un inmenso negocio para el boxeador. Luego de noquear a Jess Willard, el propio Rickard anunci贸 el combate entre el argentino y Jack Dempsey.
Argentina vibraba con los combates de Firpo en Estados Unidos. Cuando se confirm贸 su combate por el t铆tulo del mundo, no hubo otro tema de conversaci贸n. La expectativa fue inmensa. La radio era la gran novedad en materia de comunicaciones. Tambi茅n un negocio pr贸spero y floreciente. Tan pr贸spero que se instal贸 una antena en Villa Elisa que ir铆a informando por onda corta los sucesos del Polo Grounds. A su vez, un speaker los ir铆a narrando, seg煤n como fueran llegando los partes, a quienes pagaran 50 centavos para seguir las acciones del combate en el Luna Park, ubicado en aquel entonces donde se erige el actual Obelisco porte帽o. 驴Quien estuvo detr谩s de ese negocio? Si, Luis 脕ngel Firpo…
Otros debieron conformarse con seguir las alternativas del combate en la Avenida de Mayo junto al Palacio Barolo, el edificio m谩s alto de la ciudad en aquel 1923. El faro del Palacio anunciar铆a el triunfo de Firpo con una potente luz verde. En caso de derrota, la ciudad se iluminar铆a de rojo.
Firpo subi贸 al ring con una bata a cuadrados violetas y amarillos, obsequio de F茅lix Bunge. El combate fue breve e hist贸rico. En el primer asalto, Firpo cay贸 al suelo en varias oportunidades. Dempsey jam谩s volv铆a al rinc贸n y golpeaba al gigante argentino cada vez que buscaba ponerse en pie. Una vez que erigi贸 su corpach贸n, Firpo logr贸 conectar su firpazo: un golpe corto y voleado de inmensa potencia. Para sorpresa de todos, Jack Dempsey sali贸 despedido fuera del ring, pasando entre la segunda y tercera cuerda. Golpe贸 su cabeza con la m谩quina de escribir de un cronista que extasiado escrib铆a lo que parec铆a imposible. El campe贸n tuvo la complicidad del 谩rbitro Jack Gallagher, qui茅n le dio mucho m谩s que los diez segundos reglamentarios para retornar al ring. 聽Una luz verde atraves贸 Buenos Aires desde lo m谩s alto del Palacio Barolo. 隆Firpo hab铆a ganado! Buenos Aires era una fiesta con sombreros al viento. Pero la realidad fue otra, Dempsey volvi贸 al ring, el combate continu贸 y se defini贸 cuando Firpo cay贸 por novena vez en el segundo round.
El periodista Damon Runyon inmortaliz贸 a Luis 脕ngel Firpo como El Toro Salvaje de las Pampas. Desde esa noche, miles de argentinos abrazaron al boxeo, convirti茅ndose en uno de los deportes m谩s populares del pa铆s. El 28 de diciembre de 1923 se promulg贸 la Ordenanza Municipal que habilit贸 los espect谩culos de box en la Capital Federal. El deporte que las clases m谩s populares del pa铆s le arrebataron a la oligarqu铆a.
Luego del combate ante Dempsey, Luis 脕ngel Firpo se transform贸 en un pr贸spero empresario automovil铆stico y ganadero. Realiz贸 un par de combates en 1924, pero sin posibilidad de revancha ante Dempsey, decidi贸 retirarse del boxeo. Intent贸 volver en 1936, con 41 a帽os, pero su tiempo hab铆a pasado. Fue muy prudente con su fortuna y su vida personal. Due帽o de varias concesionarias de autom贸viles y varios campos, ubicados en Jun铆n, Carlos Casares, Ameghino y Luj谩n. Alguna vez, el autor Abel Santa Cruz expres贸: 芦El 煤nico mal negocio que hizo Firpo fue comprar un canario que se muri贸 al otro d铆a芦. Sobre el final de su vida, y sin descendencia, le transfiri贸 su negocio automotor al hijo de otra gloria de nuestro boxeo, como fue Justo Su谩rez.
Luis 脕ngel Firpo, El toro salvaje de las pampas, el patriarca del boxeo argentino, falleci贸 el 7 de agosto de 1960. Ten铆a 65 a帽os. Una imagen suya, realizada por el escultor Luis Perlotti, da la bienvenida a su b贸veda en el cementerio de la Recoleta. Jack Dempsey, su rival en aquella noche del Polo Grounds, estuvo presente en su despedida.
En esos d铆as, Dante Panzeri era director de El Gr谩fico. Todas las semanas despotricaba contra el boxeo calific谩ndolo como homicidio legalizado.聽Bajo su direcci贸n, la revista se fue a pique. No pod铆a ser de otra forma: el boxeo es parte del pueblo argentino.
Para nuestro pa铆s, Firpo signific贸 m谩s que el m铆tico gancho de derecha que arroj贸 al campe贸n Dempsey fuera del ring.聽Luis 脕ngel Firpo fue el hombre que despert贸 fibras sensibles en un pa铆s que deseaba replantear la dicotom铆a sur-norte. As铆 qued贸 plasmado en 茅ste art铆culo publicado horas antes de su hist贸rico combate por el t铆tulo del mundo y que es parte de H茅roes de Tiento: 鈥Desde m谩s all谩 del Ecuador los rubios sajones nos miran sin temores. Hay en su indiferencia y desconocimiento un poco de conmiseraci贸n y otro poco de ego铆smo. Firpo tiene la misi贸n de ubicarnos. Su cruzada por las tierras del d贸lar a punta a un sue帽o de liberaci贸n, pues 茅l nos ha de dar la libertad de acentuar nuestra patria鈥.

 

Periodista y escritor. Autor de H茅roes de Tiento y H茅roes en Tiempos Infames. Conductor de Abr铆 la Cancha, por Radio Gr谩fica. Premio Jauretche 2021 a la Investigaci贸n Period铆stica.

 

Comentarios

comentarios