Pablo Abbatángelo: «El Macrismo presentó avales truchos en 2003 y 2007»

1045

Pablo Abbatángelo, dueño de una historia y un apellido ligado a Boca Juniors, estuvo en Abrí la Cancha. En una larga charla junto a Carlos Aira, Abbatángelo brindó una recorrida por temas espinosos como el modus operandi de la dirigencia xeneize, la Bombonera, las Sociedades Anónimas Deportivas y la Super Liga.

Conductor de Dame Pelota en Radio Gráfica, dirigente del Foro Social del Deporte, Abbatángelo dio cuenta de las dificultades que tuvo la oposición dentro de Boca Juniors a partir de la gestión de Mauricio Macri: «En 1999 se modificó el estatuto del club. En un inciso pusieron que los dirigentes debían tener un aval bancario correspondiente al 20% del patrimonio neto de la institución. Esa norma avala las diferencias entre el patrimonio neto pero no los actos dolosos o negligentes de sus dirigentes. Nosotros nos presentamos a elecciones con la fórmula Antonio Alegre-Carlos Heller-Pablo Abbatángelo; y como era reciente esa modificación, presentamos un recurso de amparo. Nosotros queríamos declarar inconstitucional la norma. La jueza legisló y dijo que 20% era mucho, con 10% era suficiente. Apelamos, pero fuimos a la cámara de Elena Higton de Nolasco, quién no solo nos dio por perdida la instancia, sino que tuvimos que pagar 20.000 dólares por las costas».

Abbatángelo contó, desde adentro, como el oficialismo de Boca Juniors presentó avales truchos en la elección de 2007: «Nosotros intuíamos que los avales eran truchos. Pedro Pompilio llamó a conferencia de prensa. Unos periodistas amigos me dicen que iba a presentar los avales. Les pregunté si tuvieron acceso a los mismos y me dijeron que sí. Les pregunté si sabían algo de avales y me dijeron que no. Les dimos un curso acelerado para que pudieran corroborar lo que imaginamos. A las 10 de la noche me llaman por teléfono y me dicen: son truchos.  Sin ver físicamente los avales, y con el antecedente anterior, nos presentamos en la justicia. Esta vez, Pablo Abbatángelo contra Club Atlético Boca Juniors. Solito porque no quise involucrar a mis compañeros. Se hace la elección y gana Pompilio. Ustedes recordarán que esa elección se cayó porque en el mes de enero la Inspección General de Justicia dictaminó que los avales eran truchos. Cuando la elección se hace nuevamente, como era imposible el cumplimiento de la norma, tanto para oposición como el oficialismo, se llamó a una asamblea donde se bajó del 10% al 5%. En vez de avales bancarios, seguros de causión. Realizamos una nueva presentación en la justicia. Llamo a una abogada del club y le digo: mañana tenés otra demanda, está vez por indiscriminación, ya que el club paga la causión del oficialismo y no la nuestra. A los diez minutos me llama y me confirma que Pompilio le dijo que ambas las pagaría el club. Fuimos a la justicia, por los avales del 2003 y la IGJ dictaminó que, efectivamente, eran truchos pero devenían en abstracto porque ya se había cumplido»

Consultado sobre la interna de AFA, para Abbatángelo: «La estructura manejada por Julio Grondona se basó en el voto de los clubes chicos, quienes tuvieron todo voz y voto dentro del Comité Ejecutivo. Mas allá de las aspiraciones de Hugo Moyano, tenemos otros personajes dispuestos a dar batalla contra las Sociedades Anónimas Deportivas, como Nicolás Russo, Presidente de Lanús, quién tiene el respaldo de una entidad que siempre fue manejada por sus socios, con una dirigencia con una larga trayectoria en defensa de nuestras asociaciones civiles y una activa participación de su masa societaria»; y agregó: «lo que propone el foro social del deporte es los clubes en manos de sus socios y la AFA en manos de los clubes. Sino, la AFA quedará en manos de gente que no podría gobernar democraticamente. Por sobre todas las cosas quien lo esta proponiendo maneja el juego en argentina, va a estar muy emparentada esta Super Liga con las apuestas deportivas. Yo digo que no matemos a la gallina de los huevos de oro, porque el fútbol sigue siendo eso y estos muchachos que vienen a quedarse con los clubes»

Arquitecto de profesión, Pablo Abbatángelo dio cuenta de su relación con La Bombonera, templo sagrado del mundo xeneize: «Nuestra agrupación, que nació en el 15 de marzo de 1969, se llama La Bombonera. Nació para resistir que el estadio no fuera sacado del barrio y trasladado a la ciudad deportiva. Me tocó solucionar, durante el comienzo de la gestión de Antonio Alegre, los problemas de más de 300 juicios con sentencia firme que tenían los compradores de palcos y planteas. También dio cuenta de la posibilidad de ampliar el estadio: «Es posible que la Bombonera llegue a albergar cincuenta mil espectadores sentados. las estructuras de hormigón armado de la cancha de Boca no llegaron al fin de su vida útil. Lo dice el consejo profesional de ingeniería civil, los que dicen que sí mienten. La Bombonera a recibido premios nacionales e internacionales de arquitectura y es una obra arte de la ingeniería por el diseño que tiene y por los cálculos estructurales de cómo fue concebida mas allá de la acústica, por las líneas»

CA/GF/RG

Comentarios

comentarios